El año pasado, 37 comunidades de fe le pidieron al congreso que reduzca los fondos para detenciones y la construcción del muro fronterizo, diciendo:

“Hemos visto cómo este gasto desgarra familias, deja a poblaciones vulnerables desprotegidas y erosiona nuestros valores … Cada persona atrapada en nuestro sistema de detención de inmigrantes es un hijo de Dios y merece ser tratada con dignidad. Casi 45.000 personas al día son detenidas por Inmigración y Control de Aduanas (ICE)… Informes muestran el abuso sistémico en centros de detención y condiciones inconstitucionales en las instalaciones de retención del CBP. Las comunidades religiosas son testigos de las consecuencias médicas y psicológicas que sufren los detenidos. El Congreso debe reducir los fondos de detención de inmigrantes, supervisar las prácticas de detención y restaurar alternativas a la detención menos costosas, más eficientes y más humanas”.

Para leer la declaración completa en inglés, vaya a: https://maryknollogc.org/statements/faith-community-congress-reduce-funding-unchecked-immigration-enforcement 

La Oficina de Asuntos Globales de Maryknoll expresa la posición de Maryknoll en debates sobre políticas públicas en Naciones Unidas, el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional y ante el gobierno de Estados Unidos y otros países, con el propósito de ofrecer educación en temas de paz y justicia social, la integridad de la creación y abogar por la justicia social, económica y del medio ambiente.

Visita maryknollogc.org